Tomás Aller Floreancig – director ejecutivo de Fapmi-Ecpat España

ComparteTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+Pin on Pinterest

Tomás Aller Floreancig

“El Código es una herramienta fundamental en la lucha contra la explotación infantil”

¿De qué manera debería estar comprometido el sector turístico con un programa de Prevención de la Explotación Sexual Infantil y Adolescente como el que representas?

El compromiso se centra en dos dimensiones fundamentales: la oferta y la demanda. El sector ya está colaborando en la detección de las personas que viajan dentro de su propio país o a otros países con fines de abuso sexual infantil y en la identificación de situaciones de explotación que tienen lugar en su entorno.

¿Qué representa FAPMI en España?

FAPMI es una entidad con más de 25 años de trayectoria especializada en la protección de las personas menores de edad y representa en España a algunas de las organizaciones internacionales más relevantes en este campo, como puede ser la Red ECPAT International (la entidad de mayor nivel en la lucha contra la explotación sexual de personas menores de edad), The Code (organización promotora del Código de

Conducta para la prevención de la explotación sexual infantil desde el sector turístico), ISPCAN (la
sociedad científica internacional en investigación sobre maltrato infantil) y coordina en España
distintas iniciativas, destacando la Campaña “Uno de Cada Cinco” del Consejo de Europa para la prevención de la violencia sexual contra la infancia. Junto a esta actividad internacional, FAPMI
forma parte de diversas redes en España y colabora con numerosas Administraciones, como es el caso del Observatorio de la In RSC & TRAVEL fancia del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

A nivel internacional varias aerolíneas ya han suscrito el Código o están en proceso de hacerlo, aunque aún tenemos que avanzar al respecto en España.

¿Qué es el Código de Conducta?

Es una iniciativa de The Code, una ONG singular formada por grandes empresas del sector turístico,
actualmente presidida por el operador suizo Kuoni Travel. El Código es una herramienta fundamental
en la lucha contra la explotación, ya que las empresas y organizaciones que lo suscriben desarrollan una política específica contra la explotación sexual infantil. Forman a sus empleados y colaboradores para detectar y actuar ante un posible caso, ofrecen información a sus clientes, establecen cláusulas al respecto con sus proveedores y crean redes de colaboración local en los destinos en los que operan,
transformándose en agentes activos de cambio en su entorno más inmediato. Por otra parte, el reconocimiento internacional del Código supone un respaldo importante al compromiso social de las empresas y organizaciones.

¿Cuántas empresas españolas lo están implantando actualmente?

A día de hoy 20 empresas y organizaciones sectoriales, pero estamos trabajando con otras 10 en proceso de incorporación.

La mayoría de ellas pertenecen al sector hotelero, ¿cómo se puede atraer la adscripción de este código a las aerolíneas, principal canal de transporte del viajero?

Es un sector con el que venimos trabajando desde hace tiempo y que empieza a dar resultados patentes. A nivel internacional varias aerolíneas ya han suscrito el Código o están en proceso de hacerlo, aunque aún tenemos que avanzar al respecto en España.

¿De qué trata el Convenio de Lanzarote?

El Convenio se diseñó por el Consejo de Europa para su implantación en el entorno europeo, pero
dada su trascendencia va camino de convertirse en el primer marco de referencia a nivel global en la lucha contra la violencia sexual dirigida a niños, niñas y adolescentes. El Convenio de obligado cumplimiento para los países que lo suscriben es una estrategia focalizada en la respuesta integral por parte de los Gobiernos a esta modalidad de violencia, desde la prevención temprana hasta la tipificación
penal y las medidas terapéuticas con víctimas y agresores. Por otra parte, resulta especialmente interesante ya que implica también al sector privado como un agente clave.

¿Crees que las empresas del sector de viajes son conscientes de la repercusión en su imagen y reputación que conlleva comprometerse con esta causa?

A nivel internacional tanto el conocimiento de nuestras actividades como su reconocimiento es mayor. Tradicionalmente se consideraba que esta problemática era propia de países en vías de desarrollo. Sin embargo, la conciencia de que es un problema global y una realidad en los países de nuestro entorno, ha
incrementado la implicación de las empresas. FAPMI viene liderando este proyecto en España desde finales de 2011 y el camino recorrido hasta el momento ha sido excelente. El nivel de compromiso creciente por parte del sector es un indicador muy positivo. Estamos avanzando en la dirección correcta.

 

ComparteTweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+Pin on Pinterest

También te podría gustar...