Iberia y British ya cobran por las reservas realizadas a través de GDS

Iberia y British Airways (BA) cobran ya desde el 1 de noviembre un suplemento de 9,5 euros por la compra de billetes a través de los grandes sistemas globales de reserva (GDS) y ofreciendo, como alternativa para evitarlo, el uso de la conexión NDC (New Distribution Capability) según informa la agencia EFE.

Iberia y BA, aerolíneas pertenecientes al grupo IAG, cobraran dicho recargo por cada componente de tarifa, un concepto que coincide con un trayecto entre el origen y el destino final, aunque conste de más de un vuelo, en las reservas realizadas a través de los GDS (Amadeus, Travelport y Sabre).

Las compañías seguirán sin cobrarlo si los billetes se compran mediante sus canales directos -página web, teléfono, oficinas- o a través de intermediarios -agencias de viajes- que adopten el NDC, nuevo lenguaje tecnológico desarrollado por la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) que permite acceder al contenido de las aerolíneas.

De hecho, existe ya una larga lista de agencias de viajes adheridas al NDC de Iberia y BA como Viajes el Corte Inglés (VECI); B the travel brand y BCD travel, marcas del grupo Ávoris (nuevo nombre de Viajes Barceló); Nautalia; Destinia, IAG7 o el grupo empresarial AVASA, que agrupa a 175 empresas de toda España.

En cuanto a las pymes, Iberia y BA han llegado a un acuerdo con la Asociación Tic Agencias de Viajes (Aticav) y cuatro de sus Casas de Software (Traveloop, Beroni, Iris y Ofimática) para facilitar el desarrollo de la integración NDC y que esta pueda ser ofrecida a sus agencias de viaje clientes, como un elemento más de su soporte tecnológico.

Este acuerdo es complementario a las opciones de integración directa por parte de las agencias de viajes, a través de agregadores o de los portales de cada compañía o grupo IAG.

Por su parte, Carlson Wagonlit Travel (CWT) y American Express Global Business Travel (GBT) han alcanzado un acuerdo de distribución de varios años con Iberia y BA que eximirá a sus clientes del pago de los recargos para las reservas realizadas a través de los GDS participantes que han aceptado dichos términos con IAG.

Según Iberia, este nuevo modelo de comercialización mejora la comunicación entre aerolíneas y agentes de viajes, facilita el acceso a un contenido más completo y enriquecido del inventario y servicios que ofrecen las compañías de forma transparente.

Además, permite una mejor diferenciación de producto con un menor tiempo de lanzamiento al mercado y un proceso de compra transparente. EFE